Si, la ilegalidad y la corrupción reinan en el Kosovo

Modificado el 2008/02/14 21:01 por Administrator — Categorizada como: Artículos, Artículos sobre Kosovo

Por Pedro Javier Sanchez Zarca (Enviado por: Michel Collon www.michelcollon.info)

Hace unos meses publicamos un artículo de Maciej Zaremba que llevaba como título “Kosovo ou Unmikistan : le royaume de la corruption, de l’illégalité et du crime“. Este periodista sueco exponía los escándalos ligados a la administración del Kosovo por parte de las potencias occidentales.

Estos hechos se confirman en una carta que nos envía personalmente el Portavoz de la Unión Federal de Guardias Civiles de España. El debate no gira en torno al papel de esta institución, sino del testimonio concreto de algunos de sus miembros. Una evidencia más de la falta de imparcialidad de los grandes medios de comunicación sobre la actuación de las potencias occidentales en Kosovo.

Sobre la ocupación militar y las ilegalidades que se han realizado desde el principio de la guerra, ver nuestro libro “Monopoly - OTAN a la conquista del mundo”, que se puede encontrar en la página de la rúbrica Libros.

Estimado Señor:

Les escribo en representación de la Union Federal de Guardias Civiles, asociación profesional del instituto armado Español, y que actualmente lleva la respresentación legal de los miembros expulsados del contingente KUGUCI de Kosovo por circunstancias muy similares a las descritas en el artículo de Maciej Zaremba, (publicado en http://www.michelcollon.info/articles.php?dateaccess=2007-12-04%2009:15:24&log=invites ), deseando ponernos en contacto con dicho autor, para poner a su disposición nuestro relato de unos hechos sucedidos en base España en Istok, ( Kosovo).

Creemos que la verdad debe resplandecer, no sólo en el caso de nuestros afiliados, y consideramos que no debe haber mafias internacionales amparadas bajo las siglas de organizaciones legales internacionales. El delito debe perseguirse allá donde se produzca, no ampararse y encubrirse con la participación expresa de los estados democráticos o de los órganos militares.

Los Guardias Civiles somos una policía de naturaleza militar, pero no estamos integrados en las Fuerzas armadas de nuestro país, a diferencia de su Gendarmería.

La ley orgánica de 1986 establece claramente la diferencia, integrándonos en las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad de nuestro país, dependiendo orgánicamente del Ministerio del Interior, pero manteniendo una doble dependencia de Interior y de Defensa.

El caso que nos ocupa, es que a seis compañeros, que integraron el contingente de Kosovo hasta el 2 de Agosto de 2007, se les repatrió sin explicación alguna de Istok, por haber descubierto una serie de irregularidades que pudieron ser constitutivas de delito, quedando la base sin policía militar, sin órgano de control ante la corrupción, que no nos atrevemos a calificar de generalizada, en el propio Ejército Español.

Los compañeros estuvieron recopilando pruebas que demostraban que el personal que contratan las empresas de la UTE ( Union Temporal de Empresas ) estaban bajo el dominio de las mafias, sin control ninguno, sin seguro médico y sin contrato, como el ministerio de Defensa Español exige.

También localizaron un posible delito de tráfico de anabolizantes en la base, de contrabando de tabaco y alcohol, que se vendía sin el control fiscal, ni la precinta ( certificado de su pago a Hacienda), que los suministros que se mandaban desde España vía Grecia se desviaban a un almacén sin control del Ejercito, donde se descargaban sin control alguno, pudiendo estar las empresas de la UTE desviando dicho material para su venta fuera de la base, o hacer contrabando con dicho material.

Le doy incluso una pista; Hubo un cargamento de carne procedente de Paraguay que no cumplía los requisitos sanitarios, que se detectó en la frontera, que sospechamos iba a ser revendido en España a través de la Base Española.

Tenemos cumplida cuenta de sus sospechas sobre la violación de los derechos Humanos en aquel país, pero carecemos de pruebas, salvo lo que la población Kosovar nos dice.

El caso, es que de la Base España se sustraía ( o robaba) hasta el gasoil de la gasolinera, ya que la encargada de la misma, también mantiene una relación sentimental con el empleado del cátering de la base. Poseemos fotos de dicho gasoil en el almacén donde se desviaba todo el material que el Gobierno Español mandaba como pertrechos a nuestros soldados.

Tenemos pruebas del contrabando en la Base España, y somos conocedores del informe que hizo la Guardia Civil sobre el tráfico de anabolizantes en la base, además de determinados asuntos relativos a los accidentes de tráfico con vehículos Españoles implicados, donde jamás se hace una prueba de alcoholemia tras un siniestro.

Si tienen algún corresponsal en España, les agradeceríamos se pusieran en contacto con nosotros, a través del teléfono 671678649, dado que nosotros nos encontramos con un severo inconveniente: estamos en precampaña electoral, y los hechos que investigamos pueden venirse produciendo desde el año 2000, con lo que tanto el Partido Popular como el Partido Socialista pudieran estar implicados.

Y por ésa implicación, nos encontramos con un cerco mediático que nos impide publicar lo que conocemos de todo esto, que ya fue puesto en conocimiento de un Juez Militar en Septiembre de 2007, siendo archivada la causa.

Si así lo desean, les mandaré un relato cronológico de loq que les sucedió a los compañeros, para que fueran expulsados del país sin una sóla explicación.

Un saludo, y feliz navidad.

Atte: D. Pedro Javier Sánchez Zarca,

Secretario de Prensa de la Unión Federal de Guardias Civiles